Hoy dedicamos nuestro blog a la ganadora del Premio Nacional de Ilustración 2021, la valenciana Viví Escrivá. El jurado ha valorado su “dilatada trayectoria de gran calidad gráfica, que comenzó en los años 70, siendo una de las ilustradoras que marcó el rumbo del álbum ilustrado en España”.

Viví Escrivá

Viví Escrivá, foto vía Público.

Viví Escrivá, una de las grandes de la ilustración

Viví Escrivá nació en Valencia, en 1939. Desde pequeña vio clara su vocación artística y estudió en la Escuela de Bellas Artes de San Carlos. Más tarde, completó su formación en la Escuela de la Real Academia de San Fernando de Madrid, ciudad en la que fue muy activa en la creación de la actual Asociación Profesional de Ilustradores.

“Desde los años de mi infancia he intentado recrear todo aquello que me emociona con el deseo de hacerlo más hermoso, esa hermosura que emana de lo profundo, y he de confesar que hasta ahora no he vencido en el intento”, ha declarado la ilustradora valenciana.

Viví Escrivá

Con sólo 18 años, en 1957, publica su primer libro ilustrado junto con su hermana, en la Editorial Hernando. Tras completar su formación, en 1966, la editorial Santillana le encarga la realización de su primera obra ilustrada en solitario. Con Santillana continúa trabajando en otros títulos, entre los que destaca la edición de la Biblia para todos, en 1969.

En la primera mitad de los años 70, el característico estilo de Escrivá se hace muy popular gracias a su colaboración para el programa infantil de TVE Un globo, dos globos, tres globos. En el clásico programa infantil, Viví ilustra la narración de numerosos cuentos y confecciona marionetas.

Su estilo sigue popularizándose gracias a las ilustraciones de varios cuentos clásicos para la sección “El cuarto de los chicos”, de la revista TeleRadio.

A finales de los 70, Viví Escrivá es la ilustradora elegida para realizar un importante proyecto audiovisual para el Ministerio de Cultura, bajo el título El libro de Ada, sobre la creación del libro que se repartió en colegios de toda España.

Viví Escrivá

La explosión de los años 80 y el reconocimiento

En la década de los ochenta Viví Escrivá vive un período de gran éxito. Su libro Dos cuentos de princesas, editado por la editorial Altea, recibió el Premio Lazarillo de Ilustración (1980).

Durante estos años su trabajo se centra en la ilustración infantil, con más de 40 libros publicados, entre cuentos y libros de texto.

Además, Viví Escrivá ha trabajado habitualmente para editoriales españolas y norteamericanas en la edición de libros ilustrados en español y en inglés.

De hecho, la producción de la ilustradora valenciana es impresionante por la cantidad y la calidad de sus obras. Entre sus más de 150 libros destaca Cuando Lía dibujó el mundo, seleccionado en el año 2000 por la Fundación Germán Sánchez Ruipérez como una de las mejores cien obras de Literatura Infantil española del siglo XX.

El trabajo y la trayectoria profesional de Viví Escrivá ha sido reconocida con numerosos premios, como la Lista de Honor del IBBY (1982), la Lista de Honor del Premio Andersen (1982) o el Premio Austral Infantil (1991).

Viví Escrivá

Este año, ha sido galardonada con el Premio Nacional de Ilustración que concede el Ministerio de Cultura y Deporte, un reconocimiento a “su dilatada trayectoria de gran calidad gráfica, que comenzó en los años 70, siendo una de las ilustradoras que marcó el rumbo del álbum ilustrado en España en un momento en el que empezaba a despertar el sector editorial y muy especialmente el del libro infantil”.

Además, el jurado del premio ha destacado la energía y experiencia que Viví ha dedicado a “luchar por los derechos de los profesionales de la ilustración participando del asociacionismo en España. Ha influido en generaciones de lectores, siendo un referente indiscutible y haciendo una gran labor por el fomento de la lectura”.

Por todo ello, gracias a Viví Escrivá, todo un referente para el sector de la ilustración en nuestro país.

Viví Escrivá

¡Y un jamón!, dijo la Bruja Mon.