El regalo perfecto para navidad

Aunque el calor aprieta y, más que sacar el abrigo, aún no nos hemos quitado el bañador; las Navidades están a la vuelta de la esquina, en los supermercados ya encontramos turrones y las bufandas nos miran desde los escaparates con cara de pena.

Así que hay que ir pensando en los regalos, hacer listas y buscar el detalle perfecto a un precio que no nos haga temblar.

Un clásico para regalar o darnos un capricho son los libros de Taschen, ¿quién no ha sucumbido alguna vez a los precios y el diseño de sus libros? ¿Cómo no caer en la tentación de tener un bonito libro de M.C. Escher por diez euros?

 

escher graphic work

Un clásico de Taschen a 10 euros, el libro dedicado a M.C. Escher.

Taschen es una de las editoriales que más ha contribuido a la hora de popularizar los libros de arte y diseño en todo el mundo. Fue fundada en 1980 por Benedikt Taschen, un apasionado coleccionista de cómics que convirtió su pasión en su profesión.

Con doce años ya revendía o cambiaba tebeos y objetos de Carl Barks –creador del Pato Donald- y a los 15 años ya era independiente a nivel económico. En 1980, con sólo 18 años, Benedikt  abrió una tienda de cómics underground de colección.

Pero, ¿cómo una tienda de cómics se convirtió en un emporio empresarial? La jugada maestra de Taschen fue la compra de 40.000 ejemplares de un libro sobre René Magritte a precio de saldo. En sólo unas semanas, vendió todos al doble de su precio.

 

cover kr 25 magritte new edition

Libro sobre Magritte de Taschen, el comienzo de un gigante editorial.

Pero Taschen no se dedicó sólo a la compra-venta, fue más allá y con las ganancias obtenidas editó él mismo un libro de Annie Leibovitz, al que siguieron obras sobre Picasso, Dalí y Escher.

El gran acierto de Taschen no fue sólo comprar barato, sino vender a precios populares libros de arte que, hasta ese momento, eran tremendamente caros.

Una vez establecida la marca y la empresa, Taschen no sólo ha seguido publicando cuidados libros de arte y diseño a buen precio, sino que ha explorado nuevos mercados y segmentos con libros de gran calidad a precios medios, altos y altísimos –tipo Everest-.

 

Quizás no podamos permitirnos un «Everest», pero gracias a un niño que intercambiaba cómics, podemos tener en casa un pedacito de la historia del arte.

Arte Taschen

No os hagáis ilusiones, estos igual no se revalorizan, ¡pero el arte nunca sobra en una casa!

 

 

 

..