La pandemia que llegó a nuestras vidas en 2020 ha sido fruto de inspiración para muchos artistas: el confinamiento, vivir lo extraordinario dentro de nuestra cotidianeidad y el descubrimiento de la importancia de las pequeñas cosas (como el papel higiénico) han sido un revulsivo que ha fomentado la creatividad.

El libro que hoy os presentamos, impreso en nuestros talleres, es un espléndido ejemplo de esa explosión creativa: A veces pasa es un fotolibro ideado por el estudio de diseño gráfico el bandolero Lacabra, que nos recuerda aquellos días en los que parecía que nada cambiaba.

A veces pasa: un fotolibro de edición limitada

Los autores del fotolibro A veces pasa aseguran no saber cuánto tiempo llevan fotografiando las nubes, ni explicar de manera precisa el origen de ese hábito. Una posible explicación es que, como habitantes de grandes ciudades, anden demasiado faltos de vínculos diarios con su yo natural, silvestre.

“Que nos quede poca cosa más allá de las naturalezas domesticadas de nuestros jardines y los cielos quebrados que nos permite contemplar la arquitectura. Puede que desde hace mucho andemos demasiado acostumbrados a mirar únicamente hacia adelante, en una suerte de ejercicio parabólico que siempre termina en el suelo alquitranado que dejamos atrás al ritmo de nuestro paso de peatón. Y puede que la fotografía de esos cielos nos ayudara a romper brevemente esa inercia cotidiana con la que nos dejamos llevar”, afirman desde el bandolero Lacabra.

La idea para el libro A veces pasa surgió y dio un sentido inesperado a esa costumbre de fotografiar nubes el año en que todos nos detuvimos “mientras un peligro invisible nos mantuvo retenidos en nuestras casas, cuando el planeta siguió adelante sin nosotros mientras quedamos marcados por esa inesperada vulnerabilidad.

Cuando poco más podíamos hacer para salir de nuestros hogares que mirar hacia arriba, donde nada parecía haber pasado”, nos cuentan los autores.

Casi todas las imágenes de A veces pasa fueron tomadas en València a lo largo del periodo comprendido entre los años 2020 y 2021. La inmensa mayoría de ellas, demasiadas, se hicieron desde un único lugar.

fotolibro a veces pasa

fotolibro a veces pasa

fotolibro a veces pasa

El estudio el bandolero Lacabra

el bandolero Lacabra comenzó su andadura profesional en 1998, como un laboratorio de ideas dedicado principalmente al diseño de proyectos editoriales nacionales e internacionales, proyectos expositivos y al diseño de marca, identidad corporativa, comunicación, packaging, etc.

El bandolero Lacabra ha participado en diversas exposiciones, charlas y propuestas artísticas. Además, desarrollan el diseño de objetos jugables en el marco de las mecánicas del juego y su relación con la experiencia estética, así como numerosos proyectos de carácter personal.

Si os ha gustado este proyecto, podéis haceros con un ejemplar contactando con el estudio el bandolero Lacabra aquí: info@elbandolerolacabra.com

Muchas gracias por confiar en La Imprenta CG para imprimir A veces pasa, nos ha encantado colaborar con el bandolero Lacabra para hacer realidad un proyecto tan especial.

Por cierto, aquí tenéis el artículo sobre la impresión del libro de arte de la exposición Spectrum del artista británico Oliver Johnson, que contó con el diseñó de el bandolero Lacabra.

fotolibro a veces pasa

Los autores del fotolibro y fundadores del estudio el bandolero Lacabra.